Aprendizaje del día

No publicar nada que hayan dicho quienes no hayan dado permiso expreso de que sean publicadas sus declaraciones.

Dichos sobre amigos y enemigos

"Amigos y enemigos / están invitados / a mi funeral, pa'que brinden por mí". (Mi funeral)

A los amigos, cerca, y a los enemigos aún más cerca.

Se pierden amigos llamándolos con frecuencia y llamándolos rara vez.       

Aléjate de tus enemigos y cuídate de tus amigos.     

En la película "Acantilado rojo"

Ligero como el viento
Gentil como el bosque
Feroz como el fuego
Y como las montañas, firme.

- Oidas la guerra, ¿por qué citas "El arte de la guerra"?
- Para poder comprenderte, tengo que leer detenidamente todos tus libros.

Para la lista de "habrá que conseguir ese libro"

En la entrada "Fábula del falo", de su blog Psicoletra, Rodrigo Córdoba comparte fragmentos de la Introducción a Fábula del falo, de Francisco Umbral:
Desde que el falo no engendra (anticonceptivos femeninos), desde que la mujer controla su cuerpo, el falo se ha tornado irónico/ pornográfico. De la mujer como juguete del hombre hemos pasado al falo como juguete de la mujer. 

Buenos para escribir

El frío es bueno para escribir; sentada, con una cobija encima.

Un poco de hambre, teniendo el cuerpo en buenas condiciones, también es bueno para escribir.

Un relato sobre los "sin cuerpo"

La revista Ombligo publica "Vivir en la memoria", de Luis Kimball...
Si lo piensa de un modo realmente lateral, no somos muy diferente antes de que se nos muera el cuerpo: solo parte de una larga conversación, el producto de una inconmensurable red de datos que se cruzan según el más riguroso azar [...]

Donde te encuentras

Tres versos, entre los treinta y dos de "Dime donde te encuentras" (así, sin acento), de Iván Carlos:

      Dime cuando regresas para no estar, en vano
      con las puertas abiertas
      llenándome de polvo la casa y las manos

Kimball restaurador

El día de hoy, el señor Kimball terminó de pulir la mesa de madera de cerezo. Ahora refleja el juego de té, y brilla por efecto de los ceniceros de metales casados.

Sirva la presente como muestra de mi reconocimiento a su trabajo.

Tal vez es un exceso hacerla el lugar de la licorera, pero ahí está, con las copitas para el licor. 

Los niños no saben

          Los  niños, cuando ven muelles,
          sólo ven puentes
          que acaban en el mar.

Fragmento de: "Los niños no saben", de Cinzia Ricciuti, publicado en verdades que asoman.

Ser libre

Hace falta, de cuando en cuando:
Ser libre, para correr y correr por el parque, pasando por los mismos lugares cien y mil veces, pasar a galope tendido entre los puestos, rodear la fuente en una vuelta infinita, subir, bajar, caer, levantarme para impulsarme de nuevo; continuar, brincando con un pie, con el otro, con los dos lados, a un lado, al otro, sentir la velocidad en el aire que desplazo, en el pelo, en la falda tratando de seguirme y los pies, que no quieren parar, vuelan, patinan, giran, se escurren y me llevan en vértigo incontenible, arrebatado, con esa sensación de caballo o de pájaro [...]
Fragmento de "Tal vez pronto", de Brenda Alcocer, en la sección "Narrativa" de una revista que creo que era Fronteras.

Que sea

          Que el verso sea como una llave
          Que abra mil puertas

Los dos primeros versos de "Arte poética", de Vicente Huidobro.

Habrá que averiguar

Empezando la introducción que hace Angel González de la antología* que él mismo preparó, de poemas de Gabriel Celaya, leo:

poesía social 

arte comprometido

realismo socialista


Habrá que saber más sobre eso.

* Gabriel Celaya: Poesía. Alianza editorial, 3a edición, Madrid:1981.

El seis de enero de algún niño español

Una estrofa de "Las abarcas desiertas", de Miguel Hernández.

Por el cinco de enero,
para el seis, yo quería,
que fuera el  mundo entero
una juguetería.

AQUÍ el poema completo en Los-Poetas.com.

¿Y por qué van a pagar cuota?

"Escribir es inventar. Inventar es dejar vivir en paz a los okupas de tu fantasía". Jesús Tadeo Sila, AQUÍ.

Poema de Gabriel Celaya

"Hablo de nosotros"

Hablo de nosotros
(no sé si es un poema),
hablo de nosotros que no somos sencillos,
pero sí vulgares (como se comprende).

Hablo sin tristeza (y no porque esté alegre),
sin resentimiento (mi odio es de agua fría);
hablo de nosotros y alguien debe entenderme.
Hablo serenamente.

Necesito muy poco
(por ejemplo, mi tiempo);
necesito gastar dinero sin pensarlo,
besar dos o tres bocas (sin comprometerme).
Necesito lo justo (superfluo si calculo),
un delirio alegre (razonable en el fondo);
necesito lo poco que nadie quiere darme,
lo mucho que es un hombre.

Pero soy blando y tonto
(¿quién al fin no llora?);
soy de fango informe que dulcemente arrastra,
de tierra que a ti me une.
Soy de miseria pura (o de amor infinito),
soy de nada, del todo que al mirarte comprendo,
¡oh pequeño, pequeño, pegajoso, tan tierno,
tan igual a mí!

De: Tranquilamente hablando (1947), incluido en: "Gabriel Celaya: Poesía", Alianza Editorial, Madrid, 1981.

Dijo Salvador Novo

Una estrofa de "Un año más", de Salvador Novo (AQUÍ el poema completo).

Un año más diluye su amargura:
un año más sus dones nos depara;
un año más, que con justicia avara
meció una cuna, abrió una sepultura.

Día 1

En realidad, no pasa nada; aunque no tenga sabor a martes, es martes. Pero como nos dedicamos a dar sentido a las cosas, es el primer día de una oportunidad de reciclar y reinventarnos.

¡Feliz día primero!